Encina

Quercus rotundifolia Lam. ; Familia Fagaceae

Holm Oak

Botánica

Introducción

Sinónimos

Quercus ilex L ssp. ballota

Nombres vernáculos

Encina, Carrasca, Chaparro, Alzina, Azinheira.

 

Posición sistemática

División: Angiosperma; Clase: Magnoliopsida; Orden: Fagales; Familia: Fagaceae; Género: Quercus; Especie: Quercus rotundifolia.

 

Descripción

Árbol (generalmente entonces llamado encina) o arbusto (conocido por chaparro o carrasca), de copa amplia y redondeada que puede alcanzar hasta 27 m de altura, aunque raramente sobrepasa los 15 o 20 m. El tronco es el derecho o algo torcido, con corteza pardusca, resquebrajada en grietas poco profundas. Ramas abiertas, entre erguidas y horizontales, robustas. Ramillas cubiertas de una capa blanquecina, derechas o caídas, casi colgantes en ocasiones. Las hojas permanecen en la encina hasta 3 y 4 años por lo que esta se mantiene siempre verde; son simples, alternas, con estipulas caedizas (más o menos pelosas y membranosas) Tienen una forma que varía de redondeada a lanceolada, terminación aguzada y el borde entero o provisto de un numero de dientes, especialmente las desarrolladas en las ramas inferiores o nuevos brotes (generadas como protección frente a los herbívoros). Son gruesas, coriáceas o correosas, con peciolos de hasta 1,5 mm, de color verde intenso por el haz donde se pierde el pelo y cubiertas de un fieltro blanquecino de pelos por su cara inferior; pueden medir de 2 a 7 cm. Los amentos masculinos se producen en grupillos que cuelgan de la terminación de las ramillas; son de color amarillo, con florecillas que tienen un número variable de estambres y una sola envuelta de 3-7 sépalos. Flores femeninas. Su fruto es una bellota largamente ovoide que nace sobre un pedúnculo muy corto y tiene en su base una cúpula hemisférica en forma de dedal de color ceniciento con escamitas casi planas, no apiculadas.

 

Distribución

La especie Q. ilex, de la que algunos autores la consideran subespecie, crece en el contorno de la región mediterránea.

Quercus rotundifolia es el arbol que forma las mayores extensiones arbóreas en la Península Ibérica, estando presente en la mayor parte del territorio (excluyendo zonas de Galicia, País Vasco y el sureste), además de en el norte de África.

 

Ecología

Crece en todo tipo de sustratos, tanto en zonas costeras de clima suave como en las interiores de clima extremado y continental, desde el nivel del mar hasta 1400 m (1800 de forma excepcional). Adaptada a soportar fuertes sequias estivales y los climas duros continentales.

 

Comentarios adicionales

Entre otros usos tradicionales, la encina ha sido muy empleada a lo largo de los tiempo como combustible y fuente de madera para construcción. Con su madera se hace aún carbón en ciertas zonas peninsulares.

Sus bellotas son un alimento altamente nutritivo, que han sido consumidas en la Península Ibérica desde los tiempos de los íberos. Sin embargo, más conocido es su empleo en la alimentación del ganado, particularmente de los cerdos criados en las dehesas.

 

Bibliografía

36, 39

 

Autor

Marta Moreno Oti, alumna de 2º del grado en Farmacia

 

Farmacognosia

Introducción

Las propiedades medicinales de la encina provienen de su riqueza en taninos, mayoritariamente taninos gálicos y catéquicos. Las semillas se utilizan como alimento, pero han de ser hervidas varias veces debido a su alto contenido en taninos.

 

Parte empleada

A pesar que tanto las hojas y semillas contienen taninos, es la corteza la que es más rica en estos, por lo que es la que se utiliza para uso medicinal.

 

Composición química

Taninos son los principios activos, y hay dos tipos de taninos:

• Hidrolizables

• Condensados

Los taninos hidrolizables son más simples y el principal es el tanino gálico que es uno de los presentes en el Quercus rotundifolia. Este tanino es un éster de glucosa y acido gálico.

Los taninos condensados son oligómeros, y están constituidos por unidades de “catequinas” (flavonoides) unidas entre sí por enlaces C-C.

Carecen de osas y su estructura está relacionada con los flavonoides.

Las catequinas son sustancias amorfas solubles en agua, alcohol, acetona y glicerina.

 

Actividad

Astringente dermatológico: Los taninos se unen a las proteínas de la piel, las cuales precipitan generando un efecto astringente de la piel y favoreciendo la cicatrización mediante la formación de una capa protectora. Antidiarreico: Como consecuencia del efecto astringente, genera también, la encina, un efecto antidiarreico.

 

Indicaciones terapéuticas

No se han descrito indicaciones aprobadas por la Comisión E.

Indicaciones tradicionales:

• Dermatitis, heridas y úlceras cutáneas.

• Conjuntivitis o blefaritis así como otras afecciones oculares.

• Estomatitis y faringitis, así como procesos inflamatorios de boca o garganta.

 

Contraindicaciones

• Hipersensibilidad

• Úlcera péptica activa. Por vía oral, la encina podría agravar úlceras, por lo que se debe evitar su utilización en estos pacientes.

 

Efectos secundarios

No parece haber reacciones adversas importantes de la encina por vía tópica. Por vía oral puede provocar problemas digestivos como gastralgia, hiperacidez y úlcera péptica.

 

Comentarios adicionales

Infecciones cutáneas: si no se siguen estrictamente las medidas de higiene, los preparados de Querqus rotundifolia pueden contaminarse generando infecciones en las lesiones. Se recomienda para evitar su contaminación, preparar estas formas galécicas justo antes de su utilización usando agua hervida.

Gastritis o historial de úlcera péptica: Los taninos aumentan las secreciones gástricas y tienden a lesionar la mucosa, por lo que se recomienda usar con precaución por vía oral en pacientes que han padecido, o padecen, úlcera péptica o irritación de la mucosa gástrica.

 

Bibliografía

15, 10, 19

 

Autores

Marta Moreno y Ana Freijeiro, alumnas de 2º curso del grado en Farmacia

 

 

 

Alergología

Las fagáceas son árboles y arbustos, y su polinización (floración) es generalmente en invierno.

 

En España se pueden encontrar formando bosques enteros, sobre todo en zonas templadas del Norte. Está especie posee una gran importancia económica en el país para la obtención de corcho, madera, castañas, nueces, bellotas,…

 

Haya (F.sylvatica L.): Florece en abril, mayo y junio.
Castaño (Castanea sativa): Florece a finales de abril y se prolonga hasta septiembre.
Encina (Quercus ilex): Florece en marzo, abril, mayo e incluso junio.
Roble (Quercus pirenaica): Florece en abril, mayo y junio.

 

 

 

Alérgenos

 

Las sustancias extrañas que provocan alergia en nuestro organismo se conocen como alérgenos. Los alérgenos más activos del polen de las Fagáceas son:

 

Que a 1: alérgeno del roble y que guarda parecido a los alérgenos de la familia betuláceas
Cas s 1: alérgeno del castaño, que posee parecido con el alérgeno del abedul

 

Síntomas

 

Los síntomas de una alergia al polen de las Fagáceas se manifiesta en:

 

- Irritación de la nariz
- Picores
- Estornudos
- Nariz congestionada
- Rinorrea (secreción acuosa nasal o moqueo)
- Lagrimeo
- Enrojecimiento de ojos
- Picores
- Sensación de arenilla en el ojo
- Tos
- Sensación de ahogo (disnea)
- Dolor torácico
- Opresión torácica
- Sibilancias (pitos en el pecho)
- Asma

 

 

 

Diagnóstico

 

Para obtener el diagnóstico clínico de la persona es necesario realizar varias pruebas alérgicas bajo observación del médico especialista.

 



 

• Pruebas en la piel (prick).
En el antebrazo de la persona a diagnosticar, se dibujan varios signos que determinan el alérgeno que se va a exponer en esa zona de la piel. Se coloca una gota con una concentración mínima del alérgeno en su sitio correspondiente de la piel, y con una pequeña aguja se pincha para que la sustancia alérgica entre en contacto con el organismo. Se esperan unos 20 minutos y se observa la reacción de la piel ante el alérgeno.

 

• Análisis de sangre (IgE).
Se extrae sangre del paciente expuesto al alérgeno a estudiar. Se contabiliza la cantidad de anticuerpos IgE que existen en sangre. Si el paciente es alérgico a esa sustancia, la cantidad de IgE se vería aumentada más de lo normal.

 

 

 

Tratamientos

 

El tratamiento más importante es evitar siempre el alérgeno que resulte dañino para la salud, pero tratándose de una alergia al polen es difícil llevarlo a cabo.

 

Podemos evitar exponernos a las plantas que nos ocasionen alergia durante los meses de floración o polinización. Pero el aire que respiramos, posiblemente, llevará en suspensión el polen alérgenico.
Para paliar los síntomas de las reacciones alérgicas los medicamentos más comunes que nos prescribirá el médico son:

 

Antihistamínicos: fármacos que bloquean a las histaminas que genera nuestro sistema inmunológico ante la presencia de una sustancia extraña. Estas histaminas son las causantes de las diversas reacciones alérgicas que padecemos. Entre los efectos secundarios que tienen, los más destacables son el aumento de apetito y la somnolencia.

 

Corticoides: potentes antiinflamatorios que se usan para disminuir la sintomatología de la rinitis alérgica y el asma. Se encuentran disponibles en spray, comprimidos y en cremas. Deben usarse siempre bajo control médico, pues sus efectos secundarios pueden llegar a ser graves si no se usa la cantidad correcta de fármaco.

 

Vacunas alérgicas: vacunas para prevenir los síntomas de las reacciones alérgicas al paciente.

 

BIBLIOGRAFÍA

 

Kelso JM. Pollen-food allergy syndrome. Clin Exp Allergy 2000;30: 905–907.

 

 

 

Breiteneder H, Ebner C. Molecular and biochemical classification of plant derived food allergens. J Allergy Clin Immunol 2000;106:27–36.

 

 

 

Pastorello EA, Pravettoni V, Farioli L, Rivolta F, Conti A, Ispano M et al. Hypersensitivity to mugwort (Artemisia vulgaris) in patients with peach allergy is due to a common lipid transfer protein allergen and is often without clinical expression. J Allergy Clin Immunol

 

2002;110:310–317.

 

Mothes N, Horak F, Valenta R. Transition from a botanical to a molecular classification in tree pollen allergy: implications for diagnosis and therapy. Int Arch Allergy Immunol 2004;135:357–373.

 

http://alergia.leti.com/calendarios-pol%C3%ADnicos_10525.pdf

 

http://www.e-alergia-ca.com/polinosis/pdf-zip/4_3_cupresaceas.pdf

Autor

Sara Galán, estudiante de 2º de Medicina

 

Localización

Localización en el campus

Localización de la planta

Número de cartel: 043